Noticias

Preocupa incidencia de presos pesados brasileños en la frontera

0 vistas
Preocupa incidencia de presos pesados brasileños en la frontera


El Ministro del Interior, Luis Alberto Heber, se reunirá la próxima semana con el nuevo embajador de Brasil, Marcos Leal Raposo. El objetivo del encuentro será profundizar en varias líneas de acción de cooperación entre ambos países en materia de seguridad en la zona fronteriza.  Así lo confirmaron a El Observador fuentes oficiales, al señalar que en la reunión el ministro le planteará al representante diplomático su especial preocupación por la presencia de presos muy peligrosos en cárceles brasileñas cercanas a la frontera con Uruguay. 

En particular, ciertos líderes de poderosas bandas vinculadas al narcotráfico y al crimen organizado, al estilo del Primeiro Comando da Capital (PCC).  La preocupación de las autoridades está dada por la incidencia de esos reclusos en actividades delictivas de la frontera, con repercusión directa del lado uruguayo. Al respecto, las fuentes señalaron que una de las opciones será plantear la posibilidad que Brasil traslade a esos presos y los aleje de la zona. 

Se trata de una situación que viene preocupando a las autoridades uruguayas desde hace tiempo. En octubre del año pasado Heber había señalado públicamente su preocupación sobre la violencia en las ciudades uruguayas situadas en la frontera con Brasil. Puntualmente, había planteado que Rivera era uno de los lugares de ingreso de bandas brasileñas que optaron por operar en Uruguay. 

En agosto de ese año el Ministerio del Interior daba cuenta de la “Operación Manabi”, que posiblitó la detención en Rivera de dos integrantes de OsTauras, otra de las más peligrosas bandas delicitivas brasileñas, que pretendían instalarse en la frontera y desplazar la operativa de Os Manos, un grupo rival, en el negocio de la distribución de drogas en la zona. 

Una nota de El Observador planteaba en abril de este año que la disputa entre las dos bandas venía azotando la ciudad de Rivera. De los ocho homicidios registrados allí entre enero y marzo de 2021, seis estaban vinculados al narcotráfico.  Un operador jurídico que controla las evidencias que se presentan en las causas contó  que, cuando se analiza la información de los teléfonos confiscados, los líderes de estas bandas hablan de Rivera como una “frontera de tierra fácil”.  “Acá en Rivera todo el mundo anda en la calle con un arma, como quien anda con un celular en el bolsillo”, señaló otro operador judicial.

Las facciones que se disputan tanto el mercado de drogas reclutan personas para trabajar junto con ellos y el hecho de “cambiar de bando” muchas veces suscita los enfrentamientos que terminan con las muertes de algunos de los involucrados. También se enfrentan a consumidores adictos que no pagan. Van de un lado al otro de la frontera, razón por la que la coordinación con la policía brasileña es crucial. El jefe de Policía de Rivera, Wilfredo Rodríguez, dijo a El Observador que la coordinación con sus pares brasileños es “excelente” y se da en todos los niveles de las fuerzas: federal, caminera, militar, etc.  Los narcos “viven cambiando la estrategia” y los obligan a ellos a cambiarla, señaló. Aunque advirtió que estas organizaciones delictivas “vienen de menos a más”

La situación en la frontera repercute a nivel internacional. El portal especializado Insightcrime dedicó en los últimos meses una edición especial al tema, al señalar que la guerra de pandillas en Rio Grande do Sul “desató una crisis de seguridad” del lado uruguayo.  Allí se hace  referencia a varios episodios registrados en la zona en los últimos tiempos. Por ejemplo, un tiroteo en pleno centro de la ciudad de Rivera, derivado de la confrontación entre Os Manos y Os Tauras.  El episodio, en este caso, derivó en dos heridos de bala. El telón de fondo del duro enfrentamiento entre ambos grupos es el control del negocio del narcotráfico a lo largo de la frontera. 

Según el análisis los enfrentamientos recrudecieron a partir de 2018.  Os Manos, presuntamente, recibe sus suministros de armas por parte del PCC, y aplica una estrategia de emboscadas selectivas para hacer retroceder a su rival.  El informe señala además que el enfrentamiento y –sobre todo–la expansión de Os Manos  a territorio brasileño inquieta a las autoridades estatales y federales brasileñas. Incluso se apunta a su presencia en el Puerto de Montevideo. La presencia de estas bandas en la frontera es  explicada por la condición tradicional de la zona de ser un foco de comercio transfonterizo con escasa regulación. 

El ministro Heber, en tanto, estuvo en las últimas horas en Santa Catarina, con el objetivo específico de conocer de primera mano el modelo de seguridad que aplica ese estado, y que es considerado un modelo en Brasil. 

Argimón y Mourao

La cooperación en seguridad entre Uruguay y Brasil fue también uno de los temas centrales de la reunión entre la vicepresidenta Beatriz Argimón y el vicepresidente de ese país, Hamilton Mourao, de visita oficial en Montevideo.  Se trata de un “capítulo especial” en el relacionamiento, declaró la vicepresidenta en rueda de prensa.  En particular, el narcotráfico. 
Según Argimón luego de la reunión quedó clara la “voluntad de fortalecer” una serie de líneas de acción conjunta. 

Allí adelantó un pedido del ministro de Defensa, Javier García, a su par brasileño Paulo Sergio Nogueira de Oliveira. Uruguay le planteó a Brasil la posibilidad de contar con aviones fabricados en Brasil diseñados específicamente para la lucha contra el narcotráfico. 





Source link

Si te gustó la nota compártela
Más noticias de o similares.
Últimas Noticias: