Noticias

Lacalle Pou anunció rebaja del IASS y el IRPF para 2023 si la economía lo permite

0 vistas
Lacalle Pou anunció rebaja del IASS y el IRPF para 2023 si la economía lo permite


El presidente de la República, Luis Lacalle Pou, se comprometió este miércoles a reducir durante el año próximo el Impuesto a la Asistencia de la Seguridad Social (IASS) que grava las jubilaciones más altas, y el Impuesto a la Renta de las Personas Físicas (IRPF) que pagan los asalariados, en la medida que los números de la economía mejoren.

“Quiero asumir un compromiso en nombre del gobierno. El otro día informaba (la ministra de Economía Azucena Arbeleche) acerca de los pronósticos financieros para este año. Está claro que tiene credibilidad”, dijo el mandatario durante el mensaje a la Asamblea General con motivo de cumplirse el segundo año de gobierno.

«(…) Tenemos el firme compromiso de cumplir con lo pactado en el Compromiso por el país, de obtenerse resultados satisfactorios en la economía, de reducir el IASS y de aumentar las deducciones en las franjas más bajas de IRPF en el año 2023”, afirmó el presidente.

Según el gobierno, el Producto Interno Bruto (PIB) habría crecido alrededor de 4,5% en 2021 -el dato final se conocerá el 23 de marzo- y se estima una expansión de 3,8% para el año en curso, con lo que la economía mantendría un dinamismo interesante de cara a 2023. En tanto, el resultado fiscal proyectado en 2022 para GC-BPS se mantiene en 3,1% del PIB. La meta es llevar al rojo de las cuentas públicas al 2,5%, por lo cual ya está muy cerca de alcanzar ese objetivo cuando lleva la mitad de su gestión.

El equipo económico ha puesto el foco desde que asumió en la mejora y sostenibilidad de las finanzas públicas. Los primeros dos años de gestión han pautado esa línea y se han sobrecumplido las metas trazadas, con prudencia en la ejecución del gasto público y aumento del gasto focalizado en programas específicos.

IRPF y IASS

El mínimo no imponible del IRPF es de $ 36.148 mensuales. No obstante, ese monto no tiene en cuenta las deducciones que se calculan para el pago de ese tributo (Fonasa, aportes jubilatorios, Fondo de Reconversión Laboral, entre otros), por lo que el límite para tributar será superior según las deducciones que pueda realizar cada trabajador.

El año pasado el gobierno recaudó por este impuesto $ 88.062 millones (unos US$ 2.062 millones). La mayoría correspondió al IRPF categoría II (renta sobre el trabajo) $ 74.000 millones (unos US$ 1.733 millones). Este impuesto representó el 14,6% del total de los ingresos de la Dirección General Impositiva.

En tanto la recaudación por IASS fue de $ 13.555 millones (unos US$ 317 millones), y representó el 2,7% del total de los ingreso del fisco. El mínimo no imponible equivale actualmente a $ 41.312 de jubilación.

La visión de Alfie

En octubre del año pasado, el director de la Oficina de Planeamiento y Presupuesto (OPP), Isaac Alfie, había dejado abierta la puerta para revisar la presión impositiva de Uruguay si la economía dinamiza su tasa de crecimiento y se logra mejorar el desequilibro de las cuentas públicas durante el actual período de gobierno.

Entrevistado por Quien es Quien de Diamante FM y canal 5 el jerarca recordó que las tasas de imposición del país sobre la renta a las personas físicas y las empresas son de las “más elevadas” del mundo.  En el caso del IRPF a las personas, Alfie recordó que su diseño tiene deducciones que son marginales y que su cálculo se hace sobre la renta bruta y no sobre la neta por lo que su peso es mayor que en otros países.

Consultado sobre si existía margen para corregir y disminuir esa presión impositiva, Alfie respondió que “dada la situación fiscal, parece difícil que se pueda hacer algo muy grande. Ahí todo dependerá del crecimiento económico y de cuántos recursos adicionales” pueda generar la economía en lo que queda de este período.

Por su parte, semanas atrás la directora de Política Económica Marcela Bensión dijo en una entrevista con Búsqueda que en los dos primeros años de pandemia “era muy difícil pensar en una reducción de la carga fiscal”. No obstante, comentó que ahora el gobierno está focalizado en las “luces largas” para avanzar en reformas más estructurales y que una de las “alternativas” que está bajo análisis para mejorar las políticas económicas es “la tributaria”, aunque evitó entrar en mayores detalles sobre cuándo podría llevarse a cabo esa revisión.

“Reducir impuestos es inadmisible”

Por su parte,  el economista, Javier de Haedo, afirmó en su cuenta de Twitter que “reducir impuestos cuando todavía existe un déficit fiscal considerable es inadmisible”. Y en referencia al IASS afirmó que  “reducir ese impuesto en particular es injusto” porque “beneficiaría al tramo de la población donde hay menos pobreza y entre ellos, a los de mayores ingresos”, apuntó.

 

 

 

 

 

 





Source link

Si te gustó la nota compártela
Más noticias de o similares.
Últimas Noticias: