Noticias

«La situación no da para más»: el FA presentó 10 medidas para «mejorar la vida de los uruguayos»

0 vistas
«La situación no da para más»: el FA presentó 10 medidas para «mejorar la vida de los uruguayos»


La bancada de senadores del Frente Amplio presentó este miércoles un conjunto de medidas destinadas a «mejorar la vida de los uruguayos y mitigar el impacto de la inflación». Se trata de una batería de 10 puntos incluidos en un documento cuya principal conclusión es que, para cambiar la situación, se debe «de una vez por todas» recuperar la pérdida de ingresos que trabajadores y pasivos sufrieron en los últimos dos años. 

Allí se propone una inmediata convocatoria a los Consejos de Salarios, con pautas que incluyan la recuperación salarial e incrementos especiales para funcionarios públicos y jubilados. En particular, el Frente Amplio reclama aumentos diferenciales para los trabajadores rurales en aquellos sectores que tuvieron en el último año «ganancias extraordinarias» debido a los altos precios que obtuvieron por su producción. Su aplicación, se argumenta, debería ser de forma inmediata. 

El Frente Amplio propone además una reducción del IVA en los productos de la canasta básica y el supergás vigente por, al menos, seis meses. El conjunto de bienes incluidos debería ser amplio, y no solo los que tengan impacto en el IPC. 

La rebaja debería ser instrumentada en las compras a través de medios electrónicos, para así asegurar que el beneficio llegue al consumidor y que el comercio mantenga su margen de ganancia. También que los beneficiarios del Ministerio de Desarrollo Social (Mides) reciban un mayor porcentaje de descuento de IVA , para así focalizar la rebaja en los más afectados por la suba de precios. Las prestaciones sociales, además, deberían ser ajustadas en forma mensual. 

El Frente Amplio propone también la eliminación del IVA al gasoil en todo el transporte y la producción, y la creación de un Fondo de Estabilización del Precio de los Combustibles que, a cargo de Rentas Generales, amortigüe el impacto de los recientes aumentos. El fondo operaría como un mecanismo contracíclico del precio del crudo. 

Otra de las medidas pasa por un alivio fiscal en los comercios de frontera y así atemperar las dificultades de competitividad que sufre esa zona. También lograr la aprobación de un proyecto de ley que la oposición ya había presentado y que pretende el apoyo a los comercios de cercanía y a los pequeños productores ante la «competencia desleal» de las grandes superficies comerciales. 

«Para todas esta medidas y dada la reducción significativa del déficit hay espacio fiscal suficiente», asegura el documento. «Además, como son medidas transitorias, no afectarían el gasto estructural», añade. 

La plataforma del Frente Amplio incluye dos medidas de «reactivación»: por un lado acciones de estímulo a la inversión, específicamente en pequeñas y medidas empresas. Por otro, un impulso a la infraestructura. 

«La situación no da para más y las medidas impulsadas por el gobierno no son más que parches que pretenden aliviar una situación como si esta fuera coyuntural», afirma. «El nivel de vida de los uruguayos se deteriora desde hace dos años y el aumento descontrolado del combustible y la inflación no nacieron a partir de la guerra de Ucrania. Cualquier uruguayo que vaya  la feria o a un supermercado lo sabe muy bien», dice el informe. 

En todo caso, apunta, la coyuntura apenas agravó una crisis que se viene tejiendo desde mucho antes. 

«Desde hace un año y, de forma más acelerada en los últimos tiempos, los uruguayos estamos viviendo un fuerte deterioro de nuestro poder adquisitivo», señala la oposición. «La inflación, la carestía y los ajustes salariales por debajo del IPC son una realidad en un país que hacía tiempo no sufría una crisis como la que se vive», expresa. 

Allí el Frente Amplio recuerda que en 2008 el primer gobierno de Tabaré Vázquez debió enfrentar los efectos de la crisis financiera global, lo que en su visión plantea la pregunta si desde el Estado se puede hacer algo o si debe el mercado que lo regule todo. «Allí queda en evidencia la diferencia de nuestra fuerza política con el gobierno», asegura. 

«El gobierno entiende que todo debe ser regulado por el mercado y que el Estado debe ser un actor secundario ante las coyunturas económicas», indica. Con ese criterio, según la oposición, es que se han venido manejando los ajustes salariales y el costo de vida. 

Para el Frente Amplio el caso de los combustibles resulta paradigmático, con el gobierno «violando su promesa» de reducir su precio y decidiendo que acompañe la evolución internacional del petróleo, abandonado así la vieja tradición de evitar subas y bajas abruptas. 

«Siguiendo el legado de José Batlle y Ordóñez, concebimos el Estado como escudo de los débiles», se remarca en la batería de propuestas. «Ese lugar en el que se pueden planificar políticas que sirvan para que los reveses en la economía no terminen afectando a los más débiles», concluye. 

 





Source link

Si te gustó la nota compártela
Más noticias de o similares.
Últimas Noticias: