Noticias

Interpelación «sin nada nuevo»: Arbeleche ratificó línea, FA se fue «insatisfecho» y Cabildo marcó sus matices

0 vistas
Interpelación «sin nada nuevo»: Arbeleche ratificó línea, FA se fue «insatisfecho» y Cabildo marcó sus matices


Las interpelaciones parlamentarias suceden en la cámara, pero tambén tras bambalinas. Hay reuniones espontáneas, o comentarios de pasillo, que a veces sintetizan las horas y horas de intervenciones desde las bancas del hemiciclo. Este jueves por la tarde, mientras oficialistas y opositores cruzaban acusaciones y valoraciones sobre la marcha de la economía y el gobierno en general, el diputado blanco Sebastián Andújar se acercó a un compañero suyo de la coalición para hacerle una broma respecto a su participación en la discusión, y con su frase resumió lo que dejaba hasta entonces el llamado a sala de la ministra Azucena Arbeleche. «El que mejor habló desde la oposición fuiste vos», le dijo al diputado cabildante Álvaro Perrone en el ambulatorio de la Cámara de Representantes.

Minutos antes, Perrone había tomado la palabra para transmitir la postura del partido liderado por Guido Manini Ríos respecto a las medidas anunciadas esta semana por el Poder Ejecutivo para atender el impacto del aumento de precios en los sectores más vulnerables. 

En una instancia que en palabras de Arbeleche no tuvo «nada nuevo» –la oposición se fue insatisfecha con las respuestas del Ministerio de Economía, el oficialismo defendió el rumbo del gobierno, y en el medio arreciaron las alusiones políticas hacia uno y otro lado–, lo que tampoco se apartó del guion de las últimas interpelaciones fue que la instancia sirvió como plataforma para que Cabildo Abierto marcara ciertos matices –dentro de su apoyo en términos generales al Ejecutivo–, considerando «insuficientes» los recientes anuncios y reivindicando algunas de sus propuestas no atendidas.

“Esperábamos más”, señaló Perrone en sala, para luego detallar la evaluación cabildante de cada una de las medidas anunciadas días atrás.

En un mensaje dirigido a propios y ajenos, afirmó que su partido integra la coalición de gobierno, pero que en materia económica tiene su “propia manera” de funcionar, en parte por la ausencia de representantes de esa colectividad en el MEF. En esa línea, reinvidicó por ejemplo la plataforma que su partido presentó y que propone eliminar el IVA por seis meses a 19 productos de la canasta básica, algo que Economía dejó de lado. También valoró como positivo el congelamiento del precio del supergás y el subsidio de 50% para los beneficiarios del Mides, pero reclamó que ese beneficio se extendiera a los jubilados de menores recursos. Según afirmó, eso abarcaría a unas 160 mil personas con un costo de uno US$ 4,5 millones. “Entendemos que se podría hacer”.

Además de mencionar cierta “falta de comunicación “ del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), Perrone se distanció especialmente de dos decisiones: la baja de los aranceles para la importación de harina y trigo, y la suba de las tasas de interés por parte del Banco Central del Uruguay (BCU).

Sobre la primera, dijo que la rebaja “enciende una alarma para la protección de la industria nacional, que termine afectando fuertemente a la industria nacional y se pierdan puestos de trabajo». Por eso, «sin desconocer que puede ayudar a contener la inflacion», el diputado dijo que a Cabildo Abierto le parecía «prudente» también poner plazos a esa medida, aunque desde Economía se presentó como una política para atacar la pata «estructural» de la carestía. 

Sobre las tasas de interés, Perrone dijo que «en tres trimestres, el BCU duplicó la tasa» pero «no se ve una baja en la inflación». «Vemos que el dólar se ha desplomado como resultado. Si el BCU no logra bajar la inflación, con este resultado va a seguir subiendo la tasa y el dólar seguirá cayendo”, reclamó, aludiendo al perjuicio para los exportadores. En ese sentido, pidió saber “cuáles son los estudios” y “cuál es la regla de decisión” que toman las autoridades, y así poder formar mejores las expectativas.

Por último, Perrone extendió además un viejo reclamo de Cabildo Abierto: la generalización del “IVA Personalizado” para que “pague más el que tiene más”, y remarcó sus críticas a las exoneraciones fiscales que el gobierno dispone a través de la ley de Promoción de Inversiones. 

 

Coalición y FA ratificaron sus posturas

“Nada nuevo”. Con esas dos palabras resumió la ministra de Economía Azucena Arbeleche las explicaciones de su cartera durante el llamado a sala en la Cámara de Diputados. La jerarca dijo que fue la cuarta vez que concurrió a una instancia de esas características desde el inicio de su gestión y que todas culminaron sin novedades.

La decisión del gobierno de anunciar previamente la última batería de medidas “focalizadas” en los sectores más vulnerables de la población –que incluso la diputada interpelante, Bettiana Díaz (MPP), consideró buenas– desactivó buena parte del debate coyuntural para dar paso a una prolongada discusión estructural sobre el rumbo de la política económica. 

El Frente Amplio buscó respuestas –que no consiguió– sobre «medidas de fondo» para contener la escalada de precios y la estrategia del gobierno para la creación de empleo, así como una garantía de la recuperación del salario real. Del mismo modo, la bancada opositora tampoco incorporó elementos nuevos para la discusión y se limitó a reiterar los conceptos que sus representantes venían esgrimiendo en los últimos días.  

Arbeleche optó también por mantener y ratificar el discurso que tanto ella como otras figuras del gobierno han adoptado en las últimas semanas. Por un lado, volvió a reivindicar la «actitud» de su equipo de trabajo y la forma de responder a los reclamos. Por otro lado, adjudicó el incremento en los precios al contexto internacional y reivindicó la decisión de optar por medidas “focalizadas” en los sectores más vulnerables y, sobre todo, «sostenibles» en el tiempo.  

La prioridad, remarcó la ministra, sigue siendo la creación de “empleo genuino y de calidad”, y cualquier medida que se tome debe cumplir con la premisa de conservar los equilibrios macreconómicos. “No es un capricho. Es indispensable para la creación de más puestos de trabajo y mejorar la calidad de vida de los uruguayos”, afirmó. 

El Frente Amplio consideró insatisfactorias las explicaciones de Arbeleche. Según Díaz, la ministra nunca explicó si el gobierno maneja medidas de fondo para solucionar la carestía que afecta a los uruguayos, más allá de las definiciones puntuales que ha tomado. La diputada reprochó que tampoco se dijo cómo hará el gobierno para cumplir el compromiso de asegurar la recuperación del salario real. Al respecto, Arbeleche aclaró en la interpelación que ese compromiso sigue vigente. Para los públicos, recordó, está previsto en el artículo 4 de la ley de Presupuesto. Para los privados, será a través de los lineamientos que el Poder Ejecutivo envíe en el marco de los Consejos de Salarios. 

Parte del debate también giró en torno a los Jornales Solidarios. En ese sentido, Díaz puso el foco en la “confianza” que Arbeleche depositó en ese programa para ese objetivo de crear “empleos de calidad”, e insistió en sus críticas al gobierno por apostar a «puestos de 6.000 pesos” por mes que, según dijo, vienen representando la mitad de los trabajos formales creados desde el año pasado. 

Al respecto, la directora de Política Económica, Marcela Bensión, reiteró la explicación que había hecho días antes en comisión de Hacienda, donde señaló que los puestos de los jornales solidarios debían compararse con los cerca de 67 mil puestos de trabajo generados en el segundo semestre de 2021. Desde Economía señalan que incluso salvando las discusiones metodológicas –el total de los puestos de trabajo se estima en base a encuestas del INE y los jornales solidarios se monitorean con la base del BPS–, los jornales representarían 23% de los empleos generados en la segunda mitad del año pasado. 

Mientras en Diputados se discutía el impacto de ese programa en la creación de puestos laborales, el gobierno confirmó que se continuará con los jornales solidarios por cuatro meses, para un total de 10 mil personas. 

Por fuera de esa polémica, el discurso de los legisladores opositores siguió machacó en el concepto de un “divorcio” entre la situación económica que dice percibir Arbeleche y la que, a entender de la izquierda, atraviesa gran parte de la sociedad. Fue así que las casi 70 mil personas más en la pobreza respecto a 2020, un aumento de personas en situación de calle y la proliferación de ollas populares fueron parte del diagnóstico de la oposición. “La ministra demostró no tener agenda para promover el crecimiento y desarrollo a la altura de los desafíos de estos tiempos”, concluyó el Frente Amplio, que se declaró «insatisfecho» con las respuestas.

Arbeleche destacó que se duplicaron las transferencias, que los apoyos fueron «contundentes» y que «nunca se habían dado tantos recursos para los niños».





Source link

Si te gustó la nota compártela
Más noticias de o similares.
Últimas Noticias: