Noticias

Fideicomiso: gobierno quiere empezar a intervenir un asentamiento por departamento antes de fin de año

0 vistas
Fideicomiso: gobierno quiere empezar a intervenir un asentamiento por departamento antes de fin de año


En las últimas semanas el Ministerio de Vivienda (MVOT) mantiene reuniones con autoridades de todas las intendencias departamentales para delinear los detalles del Plan de Integración Social y Urbana, con el que se planea abordar la situación de los asentamientos a nivel nacional. Su financiamiento, a través de un fideicomiso, fue uno de los más discutidos en la Rendición de Cuentas de 2021, y al final se obtuvo de los fondos otorgados al Instituto Nacional de Colonización (INC).

Fuentes al tanto de las negociaciones dijeron a El Observador que el objetivo es llegar a fin de año trabajando en un asentamiento por departamento. De todos modos, las fuentes aseguraron que eso no necesariamente implica que haya máquinas trabajando sino que se puede comenzar con tareas con sociólogos o trámites administrativos. 

El Ministerio de Vivienda tiene pensado firmar un convenio marco con las intendencias y luego acordar convenios específicos con cada una. «La idea es hacer un traje a medida», explicó una fuente.  

En total, contando con los programas que ya se venían aplicando, el ministerio espera trabajar con 48 asentamientos a fin de año, con la mayoría de ellos ya en obras. Si bien la ley les permite actuar de manera más fácil en asentamientos que están en terrenos públicos, la cartera pretende priorizar los asentamientos que tengan mayores situaciones de vulnerabilidad estén donde estén. Para eso, tomarán muy en cuenta la palabra de los intendentes.

A la cartera liderada por Irene Moreira la representa, en las conversaciones con los gobiernos departamentales, la Dirección Nacional de Integración Social y Urbana (Dinysu), creada en esta administración, cuyo rol es juntar «fuentes de financiamiento», para luego distribuirlas «en todo el país, dependiendo de la necesidad de cada departamento», detalló Alejandro Lussich, director de Vivienda de la Intendencia de Maldonado. 

El Observador se comunicó con Florencia Arbeleche, directora de la Dinysu, pero prefirió no realizar declaraciones hasta que el proyecto general esté completo.

Métodos

Realojar, reacondicionar las viviendas, o comprar una casa usada, son las opciones que presentó el ministerio- Asentamiento Santa Eugenia

La directora de Vivienda de la Intendencia de Salto, Nelly Rodríguez, indicó a El Observador que hasta el momento tuvieron dos reuniones con la Dinysu, en la que les explicaron que hay tres posibles caminos para atender la situación de las familias que viven en los asentamientos: en primer lugar está la «relocalización total», que implica mover a una familia hacia otra zona a una nueva vivienda. 

Luego la directora indicó la posibilidad de «reacondicionar» viviendas que todavía pueden ser habitables, posiblemente con una «canasta de materiales» para arreglar un punto específico del hogar. Finalmente se puede dar «la compra de una vivienda usada» por un máximo de US$ 55 mil, en el caso de familias con ingresos suficientes para soportar sus gastos básicos (agua y luz), concluyó Rodríguez.

La directora salteña, cuyo departamento cuenta con 29 asentamientos, remarcó que Dinysu llegó con una «propuesta muy amplia», en la que el MVOT construye y Salto provee la tierra. El ministerio ya les marcó la prioridad de trabajar en el asentamiento La Amarilla, uno de los históricos de Salto según Rodríguez, y esperan tener una nueva reunión la próxima semana.

Rodríguez indicó que desde la cartera le transmitieron que quieren «dar solución a la brevedad» a La Amarilla, pero no han marcado plazos ni un presupuesto. «Esperamos con expectativa», finalizó la directora.

Trabajos en curso

En Maldonado el plan principal que se planteó desde la intendencia se basa en sumar a Dinisu a los trabajos ya planteados o en curso de la comuna- Asentamiento Santa Eugenia

En Maldonado, en tanto, Dinysu se sumará a los trabajos de realojo del barrio Kennedy, un proyecto que la Intendencia de ese departamento ya realiza gracias a un financiamiento del Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), informó el director de Vivienda departamental Lussich.

En el departamento esteño el plan principal que se planteó desde la intendencia se basa en sumar a Dinysu a los trabajos ya planteados o en curso de la comuna. Uno de ellos será el asentamiento Eucaliptus, con más de 900 familias, agregó el director.

Luego planean trabajar en los asentamientos Halty y Brisas del Monte de San Carlos, un asentamiento cerca de la laguna de José Ignacio, y comenzar la segunda etapa de trabajo en el asentamiento San Antonio 4, que consta de un trabajo vial. También están en vista los barrios Benedetti y Tizón, aunque todavía no han encontrado una solución para sus situaciones.

Salvo el trabajo en Kennedy, todos los demás asentamientos todavía no han sido abordados. Hasta ahora el trabajo del ministerio en Maldonado no tiene plazo, y se continúa con la identificación de zonas a abordar, explicó Lussich. El director no especificó cuántos asentamientos hay en el departamento, pero sí que hay 2.600 familias viviendo en esa situación.

De lo abstracto a lo práctico

Canelones cuenta con más de cien asentamientos dentro de 30 comunas y 130 centros poblados- Asentamiento 6 de Enero

Canelones cuenta con más de cien asentamientos dentro de 30 comunas y 130 centros poblados, detalló el director de Vivienda canario Marcelo Amengual, quien dijo que la Intendencia busca trabajar en determinadas zonas con más «vulnerabilidad social y habitacional», y espera por el financiamiento del MVOT para saber qué acciones tomarán en estos lugares.

Amengual sostuvo que quieren «pasar de lo más abstracto a lo práctico» y añadió que hay un «buen diálogo» con las autoridades de la cartera, e intentan en este momento «generar las mayores articulaciones posibles» y «ajustar prioridades».

El director explicó que la cantidad de personas que viven en asentamientos de Canelones creció de 2020 a 2021, debido a que ha llegado «mucha gente del interior», lo que opinó que ocurre por las características del territorio, el crecimiento de la oferta de trabajo, y que la zona se ha vuelto un lugar propicio para «desarrollarse», enumeró Amengual, y agregó que «esta situación no escapa de los quintiles más bajos».

La llegada constante de personas genera que la planificación y el ordenamiento territorial de las zonas cambie constantemente, aunque Amengual aclaró que la Intendencia de Canelones tiene identificadas las zonas con mayores problemas gracias a un «buen sistema de respuesta a emergencias».

Sin embargo, el director departamental no quiere afirmar aún cuáles son las zonas prioritarias para la comuna para no generar expectativa, ya que dependen del financiamiento del MVOT para la decisión final.





Source link

Si te gustó la nota compártela
Más noticias de o similares.
Últimas Noticias: