Noticias

El fútbol argentino se prepara para un nuevo boom de futbolistas uruguayos, como en la década de 1990

0 vistas
El fútbol argentino se prepara para un nuevo boom de futbolistas uruguayos, como en la década de 1990


Luis Suárez, Edinson Cavani y Diego Godín, los tres jugadores más importantes de la selección uruguaya en los últimos 15 años, están en la órbita de equipos argentinos y son noticia todos los días en los principales medios de ese país.

Si se concretan los tres, el mercado de ese país volverá a contar con jugadores referentes de la celeste como pasó en las décadas de 1980 y, especialmente, de 1990.

Antonio Alzamendi (Independiente y River Plate), Ariel Krasouski (Boca Juniors), Ruben Paz (Racing), Juan Ramón Carrasco (River Plate y Racing) y Enzo Francescoli (River Plate), no pasaron inadvertidos por el fútbol argentino.

Krasouski y Paz fueron campeones del Mundialito 1980 con la celeste; mientras que Alzamendi ganó la Copa América de 1987 y Francescoli las de 1987 y 1995.

El Manteca goleador de Boca

En los años de 1990 hay postales de futbolistas uruguayos que marcaron el fútbol argentino: Sergio Manteca Martínez colgado del alambrado festejando un gol de Boca Juniors en el Apertura 1992; Enzo Francescoli besando la Copa Libertadores de 1996 ganada con River Plate; el gol de nuca de Hugo Romeo Guerra para el triunfo de Boca 3-2 frente a River en 1996; los pases de River a Boca de Ruben «Polillita» Da Silva y de Gabriel Cedrés.

Enzo Francescoli en River

El fútbol argentino vivió una década de esplendor local e internacional a nivel de clubes en los años 1990. River Plate, Boca Juniors, San Lorenzo, Independiente, Vélez Sarsfield , Racing y otros equipos más pequeños, dieron vida a torneos competitivos, parejos y con alto nivel futbolístico, con varios futbolistas uruguayos que se destacaron y que engalanaron las tapas de El Gráfico, la revista de referencia en esa época.

Enzo Francescoli en River a su vuelta de Francia e Italia, cerró tres años maravillosos en el Millonario, coronándose campeón de dos Apertura, dos Clausura, la Copa Libertadores y la Supercopa sudamericana. 

En esa misma época también jugó Gabriel Cedrés en River, pasando luego a jugar en Boca Juniors.

Al mismo tiempo, Sergio «Manteca» Martínez se convirtió en figura en Boca, donde jugó desde 1992 a 1997. Se transformó en el máximo goleador uruguayo de la historia del club, con 86 tantos en 167 partidos. Con la selección fue campeón de América en 1995.

Tapa de El Gráfico con Polillita Da Silva

Ruben Da Silva defendió a River Plate entre 1992 y 1993, y Boca Juniors entre 1993 y 1995. Luego jugó en Rosario Central hasta 1998. Polillita fue dos veces goleador del campeonato argentino y logró la Copa Conmebol con Central.

Ruben Paz quemó sus últimos cartuchos jugando en Racing de Avellaneda entre 1990 y 1993; Marcelo Saralegui defendió a Racing, Colón de Santa Fe e Independiente entre 1994 y 2000.

En los años siguientes los principales jugadores uruguayos eran transferidos directamente al fútbol europeo, aunque se dieron pasajes esporádicos por Argentina de jugadores importantes en la selección uruguaya, como Nahitan Nández en Boca Juniors o Rodrigo Bentancur quien se inició en el xeneise.

Rumbo a Qatar 2022

En la actualidad, a cinco meses del Mundial de Qatar, los futbolistas necesitan mantenerse en actividad para llegar en buena forma a la Copa del Mundo. Por ese motivo, si no logran permanecer en Europa, ven con buenos ojos las opciones que se le presentan en Argentina.

Diego Godín es el que está más cerca de concretar su llegada a ese mercado. El capitán de la celeste viajó a Brasil para rescindir su contrato con Atlético Mineiro y luego incorporarse a Vélez Sarsfield, equipo que dirige Alexander Medina y con quien ya habló.

La presencia del Cacique, un técnico que se consolidó en ese país después de la campaña que realizó con Talleres de Córdoba, es otro referente del fútbol uruguayo en la vecina orilla. Como también lo es Gustavo Munúa, entrenador de Unión de Santa Fe.

Diego Godín con la celeste

También Luis Suárez y Edinson Cavani son pretendidos por los dos clubes más importantes: River Plate y Boca Juniors, respectivamente. 

Marcelo Gallardo, técnico de River, llamó a Suárez para intentar convencerlo de que su equipo es el mejor lugar para destacarse y llegar en buen nivel al Mundial. A nivel periodístico dan el pase como muy avanzado, pero oficialmente no hay información concreta.

Por su parte, el interés de Boca por Cavani ya viene desde el año pasado, antes de que el delantero renovara con Manchester United. Ahora, con la salida del Matador del club inglés, resurge la esperanza del xeneize por contar con sus goles. 





Source link

Si te gustó la nota compártela
Más noticias de o similares.
Últimas Noticias: