Noticias

Donación de la IM al FA desata tormenta política y renuncia

0 vistas
Donación de la IM al FA desata tormenta política y renuncia


La donación de unas cajas de mochilas y camisetas de parte de la Intendencia de Montevideo (IM) al Frente Amplio desató la renuncia de un jerarca y una tormenta política en la capital. La comuna aceptó este viernes la renuncia del titular de la Secretaría de Deportes, Marcelo Signorelli, el responsable político de la oficina involucrada en la mañana de este viernes, luego de que el jueves la intendenta Carolina Cosse diera por “cerrado” el asunto.

La jerarca aceptó la dimisión y agradeció “especialmente los importantes servicios prestados al frente” de la Secretaría, según surge de la resolución pública. El texto firmado por Cosse y la secretaria general Olga Otegui valora a su vez “el trabajo con el deporte comunitario, programas para personas mayores, jóvenes, niñas, con énfasis en la integración y la inclusión social en Montevideo”.

Según relataron desde la IM a El Observador, Signorelli reconoció su “error inadmisible” –por tener participación directa como jerarca a cargo de la repartición desde la que se emitieron las donaciones– sobre la tarde de este jueves, y el viernes hizo llegar su renuncia. Desde la comuna transmitieron que Cosse buscó cuidar su identidad en virtud de que el extécnico de basquetbol estaba haciendo frente a “situaciones personales”, al tiempo que su condición política –su llegada al cargo fue desde el mundo del deporte– no implicaba un interés en ese sentido.

Cuando en la noche del jueves fue consultada respecto a si cabría una sanción para el responsable –a quien Cosse aludió como un “funcionario” de quien no dio más detalles–, la intendenta respondió: “No, hablamos con él, entendió que había cometido un error, lo entendió y para mí el tema ya está”. La renuncia de la mañana siguiente, apuntaron, derivó de la “charla privada” mantenida entre ambos.

El regalo de la IM

Las cajas contenían mochilas -se especificó que se trataba de morrales- y camisetas sobrantes de la carrera San Felipe y Santiago, según supo El Observador. Es por esa razón que los paquetes llevaban la inscripción del Mercado Agrícola de Montevideo (MAM). Los materiales fueron trasladados a la Huella de Seregni –sede del Frente Amplio sobre Colonia y Ejido– por parte de funcionarios de la fuerza política. Una de las personas que los recibió fue la responsable de Finanzas de la coalición de izquierda, Flavia García.

El Observador se comunicó con ella para conocer más detalles –tales como de dónde provenían las cajas– pero la dirigente indicó que no tenía autorización para hacer declaraciones. Se intentó entonces pedir autorización para poder realizar la nota con el responsable de Prensa y Propaganda, Damián Payotti, pero el dirigente no dio el permiso y se remitió a las declaraciones del presidente de la fuerza política, Fernando Pereira.

El lunes mientras sesionaba la Mesa Política partidaria en la sede de la Huella de Seregni, El Observador constató que los materiales se recibieron y se guardaron a conciencia de que provenían de la intendencia, a la espera de la correcaminata que tendrá lugar el 6 de marzo como actividad de recaudación de cara al referéndum contra 135 artículos de la Ley de Urgente Consideración.

Allí permanecieron hasta el miércoles, día en que El Observador consultó al respecto a la comuna. En menos de una hora la intendenta Cosse afirmó que el aporte se había hecho “sin autorización”,  y llamó de forma directa a Pereira. “Ya se devolvieron. El Frente Amplio no las quiere. Ni bien se comunicó a la presidencia, mandamos devolver algo que no queremos ni precisamos”, respondió ese día el presidente de la fuerza política.

La crisis y las reacciones

El episodio desencadenó una serie de pronunciamientos de parte de la oposición. Distintos ediles cursaron pedidos de informes. El Comité Ejecutivo Departamental del Partido Colorado manifestó “la imperiosa necesidad de iniciar una investigación administrativa de urgencia a fin de individualizar al o los responsables de realizar tal donación”. La bancada de ediles del Partido Nacional, en cambio, pidió conformar una comisión investigadora en la Junta Departamental.

El edil Javier Barrios Bove dijo a El Observador que la solicitud de la comisión sigue en pie pese a la salida de Signorelli. La bancada oficialista en el deliberativo departamental respaldó que la comuna haya aceptado la renuncia del jerarca, aunque para el cierre de la jornada no habían determinado aún si prestarían los votos para convocar a una comisión investigadora. Dicho ámbito requiere de mayoría simple, por lo que el Frente Amplio necesariamente debe conceder su apoyo para que su formación prospere.

La comuna abrió por su parte una investigación administrativa, la que busca dilucidar las responsabilidades del caso y los diversos aspectos del caso. 

El penalista y dirigente colorado, Andrés Ojeda, arremetió contra la decisión de la IM en tanto consideró que “quien hizo la donación cometió delito”. Citó para ellos los artículos 153, 160 y 162 del Código Penal, dónde están tipificados los delitos de peculado, fraude y abuso de funciones, respectivamente. “Y si la intendenta no denuncia, comete delito de omisión de denuncia”, afirmó.

Esta no es la primera vez que la IM y el Frente Amplio quedan envueltos en una polémica por donaciones. En febrero del año pasado –en el marco del cincuentenario de la fuerza política– la coalición de izquierda acopió varios aportes de alimentos no perecederos para ollas populares, y la comuna acabó por hacerse cargo de su distribución a través de la logística del Plan ABC. Cosse pidió en ese entonces que los mensajes llevaran una “carga frenteamplista”.





Source link

Si te gustó la nota compártela
Más noticias de o similares.
Últimas Noticias: