Noticias

Cadena nacional: la estrategia del comando del Sí para «no partidizar» y «erizar la piel»

0 vistas
Cadena nacional: la estrategia del comando del Sí para «no partidizar» y «erizar la piel»


Con las horas contadas para arrimarse lo más posible a los miles de indecisos que reflejan las encuestas, el mensaje de los promotores del referéndum fue estrategia pura, a sabiendas de que el bando contrario jugará fuerte. La papeleta rosada precisa imponerse con el 50% más uno sobre la celeste para impugnar 135 artículos de la ley de urgencia (LUC) y, pese a haber acortado las distancias, las encuestas le auguran un esfuerzo largo para lograr su objetivo.

La Comisión por el Sí apostó por la cadena nacional, que sobre las 20 de este martes acaparó las pantallas y parlantes de todo el espectro de radiodifusión. La pieza de no más de siete minutos desplazó así a la opción de una conferencia de prensa para hablar largo y tendido sobre los artículos –como sí lo hará el presidente Luis Lacalle Pou este miércoles–, tras una deliberación puertas adentro del comando.

«Creemos que al final de la campaña, después de estar explicando en cada casa los 135 artículos que queremos erradicar de nuestro ordenamiento jurídico porque son negativos, había que darle un mensaje en conjunto a la gente más global, más completo, más contundente, más emocional«, explicó a El Observador el delegado por el Frente Amplio en la comisión, Rafael Michelini.

La cadena apenas versó sobre el contenido de la norma y apeló a quienes aún no tienen una definición sobre qué color depositar en las urnas el domingo –en su mayoría desinteresados de la política–. «Hay 100 mil frenteamplistas que todavía no tienen decidido su voto, en estas últimas horas no aflojemos de militar, y luchemos hasta la última hora del domingo para construir una nueva mayoría», afirmó en tanto el presidente del FA, Fernando Pereira. 

El actor uruguayo César Troncoso abrió la disertación con referencias a la «felicidad colectiva» y a la negación de que esta sea una «causa partidaria», sintetizando un desvelo del último tramo de la campaña por desmarcar a la fuerza política y remarcar el impulso de las organizaciones sociales: sindicatos, federación de estudiantes, cooperativistas, entre otros. 

Fernando Pereira durante la transmisión de la cadena

Esa premisa reiterada una y otra vez explicó en buena medida por qué una conferencia también podía ser contraproducente, según relataron fuentes del comando a El Observador. Y es que, según los estudios de opinión pública, las vocerías más contundentes en materia del referéndum iban a recaer en dirigentes del FA y no en el resto de los colectivos, incluso cuando la fuerza política «nunca fue mano» a la hora de embestir contra la LUC, al decir del propio Pereira. 

De hecho el PIT-CNT, uno de los actores de mayor peso del Sí y precursor de la recolección de firmas, perdió en la recta más intensa de la campaña a su principal referente, Marcelo Abdala, en licencia desde que se accidentara alcoholizado. 

La cadena, breve y más emotiva que informativa, dejó de lado a la dirigencia. «Era natural que los protagonistas de la cadena fuera la gente», justificó Pereira, pese a ser la cara más visible de la campaña y la figura de mayor convocatoria en los actos. «Sería muy injusto que si hay victoria popular, el Frente Amplio se la atribuyera porque de verdad es de blancos, colorados, independientes y frenteamplistas», insistió.

En la Comisión entienden que una polarización entre opositores y oficialistas concedería a la coalición multicolor el escenario que ha buscado instalar en el relato. Importantes dirigentes del No, como el secretario de Presidencia Álvaro Delgado y el colorado Julio María Sanguinetti han machacado a lo largo de la campaña que el referéndum no es contra 135 artículos sino contra el gobierno.

Por el contrario, desde todas las tiendas del Sí se han ensañado desde lo discursivo en rechazar esas afirmaciones y en atribuir la arremetida exclusivamente a los contenidos “más nefastos” del buque insignia multicolor y hacia “una forma de gobernar”.

El otro factor decisivo para descartar una conferencia de prensa fue el partido de Uruguay contra Perú por las eliminatorias el próximo jueves. «¿Qué la vas a hacer, el jueves, que es cuando juega Uruguay? Ni yo miraría una conferencia», expresó un dirigente de la Comisión a El Observador

Una movilización de poco más de dos cuadras de largo y los dos carriles de 18 de Julio de ancho –desde el Obelisco hasta Acevedo Díaz– fogoneó entre banderazos y batucadas la transmisión de la cadena en pantalla gigante. El producto se robó la ovación del público cuando una de las voceras pidió «que no se cierren las carreras de UTU, sobre todo en el interior» –un tema que no forma parte de la LUC–.

Con el aporte de artistas para el cierre, explotó el rosado en 18 de Julio, como empujón final para una militancia que, en los últimos días, reforzará la búsqueda de indecisos.





Source link

Si te gustó la nota compártela
Más noticias de o similares.
Últimas Noticias: